El punto de vista de Fernando Betanzos sobre el turismo en México.
Header

Semarnat y Turismo

mayo 15th, 2015 | Escrito por Fernando Betanzos y M. en Turismo

semarnat y turismo

Cuando los chinos decidieron que Cancún era el lugar ideal para desarrollar su comercio en América Latina, obtuvieron todos…, bueno, casi todos los permisos que se requieren de las autoridades mexicanas para construir lo que en ese momento se llamó Dragon Mart.  No faltó el grupo de mexicanos que, envueltos en el lábaro patrio, más que clamaron, gritaron a este, oeste, septentrión y medio día, que estábamos siendo invadidos por los chinos, pues no sólo pretendían construir un centro comercial (único en las Américas), sino que traerían a miles de chinos para hacerlo, lo que representaba un desplazamiento brutal de los trabajadores mexicanos, además de que el famoso  Mercado del Dragón, vendría a constituir una competencia “desleal” para los productos mexicanos, en especial textiles y zapatos.

La Prensa Nacional se hizo eco de estas y muchas otras quejas que sindicatos y empresarios mexicanos por igual expresaban.   Los empresarios chinos, por boca de sus representantes mexicanos dijeron que contaban con todas las autorizaciones necesarias – y continuaron la obra.  Luego de un relativamente largo silencio sobre el tema, la noticia a 8 columnas no se hizo esperar:  SEMARNAT clausuraba las obras del Dragon Mart por atentar en contra de la ecología del sitio pues ya habían hecho desaparecer miles de plantas del llamado mangle y con ellas dejaban a muchas especies endémicas sin hogar.  Aparente fin, hasta ahora, del “problema”.

De igual modo, la Hotelera Meliá canceló un proyecto de unos mil cuartos porque el terreno que le había sido vendido por Fonatur, resultó ser una reserva ecológica de Semarnat.  En la playa de la propiedad en cuestión, desovaban anualmente las tortugas y las tortuguitas, al salir del cascarón buscaban desaforadamente el mar como todos sabemos.  Entre paréntesis agrego que Miguel Fluxá –o uno de sus directores—fue mas inteligente pues teniendo su hotel ya en operación, para evitar la clausura por tener desoves en “su” playa,  simplemente convirtió el evento en un espectáculo ecológico, al que acudían niños (y niñas…) de todas las edades, para cuidar primero los desoves y proteger luego a las tortuguitas de manera tal que pudieran llegar sanas y salvas al mar. Semarnat no pudo hacer nada – y es probable que este sea el único caso que así haya sucedido.

Un zapador me cuenta que tiene una propiedad de unas 65 hectáreas en Bacalar.  El predio colinda en unos 400 metros con la Carretera Federal Chetumal – Cancun, más o menos 450 metros con la Laguna de los Siete Colores y con mas de 2 kilómetros de distancia entre la citada Carretera y la Laguna.  Su proyecto, de hacer un hotel ecológico tipo “palafitos” – cabañas de materiales ecológicos sobre las aguas de la Laguna, fue rápidamente eliminado de toda posibilidad pues su propiedad, me dice, está calificada como “unifamiliar”.   ¡Es increíble que haya en México propiedades “unifamiliares” de mas de 60 hectáreas!  También me comentó que ya está peleando en tribunales este asunto y que espera quede resuelto, después de instancias y re-instancias, para el 2020.

Hay mas casos, pero el más reciente es el que trata de la prohibición de SEMARNAT a Francisco Córdoba Lira (socio de Xcaret y Xel-Ha) para que construya el propuesto Parque Temático Universo Maya en Cancún. Dice Francisco Córdoba que “La ley ambiental es estricta y nos conviene, mientras no sea discrecional”.  Esta última calificación es preocupante:  ¿Por qué Pancho Córdoba la menciona?  Parece que a don Pancho (no me consta) ya le han dado una cucharada de esta sopa y por ésa razón ha dicho que los $8 millones de dólares que tiene previstos continuarán a buen resguardo mientras obtenga la autorización “de un nuevo proyecto”, pues ha decidido no impugnar la resolución de Semarnat negando la autorización de su primer proyecto.  De seguro que su equipo de abogados ya le ha dicho lo que tardaría nuestra expedita justicia en dar el fallo final, de elegir la impugnación. Y mientras tanto, todo el trabajo suspendido.

En lo personal, estoy de acuerdo al 100% en la necesidad de la protección al ambiente.  Y si la Ley da facultades discrecionales al Organo de Gobierno responsable de su aplicación, me parece que es más importante ejercer su discrecionalidad y fuerza para limpiar y mantener limpias todas las barrancas, riachuelos y ríos  de México que hoy en día están convertidas en fétidos basureros,  en tanto que los desarrollos turísticos deberían de ser permitidos sujetos a la reconstrucción (con gane) de las zonas ecológicas necesariamente perjudicadas en el desarrollo de algún proyecto.

No he leído la Ley General del Equilibrio Ecológico y la protección al ambiente/delitos” que aparece en el sitio web de Semarnat, en un cuaderno de mas de 190 páginas.  Pero, si como digo antes, esta Ley da facultades discrecionales a la Semarnat, ésta debería de tener el buen tino de consultar con SECTUR sobre el impacto que cualquier proyecto pueda causar en el desarrollo del turismo, actividad económica reconocida como limpia y creadora de empleos y divisas (los que quedarían eliminados con una negativa como  ha sido el caso de Universo Maya)   y atender, en su caso, las  recomendaciones de Sectur.  Creo que esto es lo que el Presidente Peña Nieto ha dado en llamar Gobierno “Horizontal”…

ZAPA.-  Slim ha sido desbancado del 3er lugar dentro de los hombres más ricos del mundo.  Un gallego, Amancio Ortega,  propietario del Grupo Zara/Massimo Dutti se le coló.

fbetanzosym@mexico-magic.com

Comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.